• jueves , 21 noviembre 2019

Los vecinos y la repetición de las elecciones

ROBERTO BLANCO / ÁFRICA MARTÍNEZ.

Sin lugar a dudas, el tema más comentado este mes es la repetición de las elecciones, por no haber llegado los partidos a ningún acuerdo que haya permitido la presentación de un candidato con los apoyos suficientes para ser investido presidente. Como siempre, hemos querido conocer la opinión de nuestros vecinos al respecto.

A Sergio García le parece “lamentable” y una muestra de la “poca responsabilidad de todos los partidos”. Como efectos positivos identifica “asegurar la intención de voto y reflexionar mucho más”, y como negativos, “inestabilidad social, incertidumbre y agotamiento”. Paquibel Mateos no encuentra ningún “pro” a la situación, “a no ser que los ciudadanos se conciencien de a quién no deberían haber votado”. En cambio, considera que “hemos perdido unos meses, tanto de estabilidad política como económica, y esta última ha hecho ir hacia atrás en posibles inversiones, proyectos, etc.”. A Carmen Arias le parece “un fracaso de los partidos y una demostración de la falta de capacidad para llegar a un acuerdo. En general han tenido posiciones muy inmovilistas, así como poca capacidad negociadora y de diálogo. Como pros creo que la mejor opción es que los españoles decidan mediante las urnas qué Gobierno desean. Pero encuentro muchos más contras: se ha bloqueado el normal funcionamiento de la Administración durante demasiado tiempo, con el consiguiente gasto superfluo y sobre todo que no se avanza en medidas para seguir afrontando la crisis, de la que todavía no hemos salido. Nuestros políticos no se ponen de acuerdo, ni el rey ha sido resolutivo, y somos los españoles los que pagamos por lo que ellos no pueden resolver”. Félix Ramírez considera “que el país no está para estos gastos. Además desde Europa nos piden que apliquemos medidas y no hemos hecho nada, y ahora esta situación se prolonga. A favor, ahora sabemos mejor qué piensa hacer cada uno con nuestro voto: ya han ‘enseñado la patita’ con sus intentos de pacto”. Por su parte, Elena Méndez opina: “Lo bueno es que gracias a no tener Gobierno están parados varios rodillos que esperan desde Europa. Como contra, llevamos varios meses más retraídos y el dinero circula menos”.

Les pedimos que valoren la actitud de los políticos hasta la fecha. Sergio la define como de “poca responsabilidad e inmadurez política”. Para Paquibel, la de algunos ha sido “nefasta, por no intentar hacer Gobierno. Otros han hecho esfuerzos, y otros han querido solo puestos. Y otros, quietud y a verlas venir y de paso aprovechar la coyuntura”. Carmen opina: “La del presidente en funciones, parece que, como no tenía una clara mayoría, en lugar de trabajar para conseguir un acuerdo se ha dejado en sus funciones. Parece que se ha quedado esperando a una reelección que le devuelva la presidencia. El resto de partidos han sido bastante inflexibles, y en general la sensación que tengo es de que ha sido una lucha de poder y que a los nuevos partidos les falta experiencia para afrontar la situación”. Félix los ha visto a todos “muy mal. No han querido juntarse en una coalición de partidos que defiendan los intereses comunes de España; todos estaban pensando en ser ellos mismos los presidentes”. Elena explica: “Ver al PSOE pactando desde el minuto cero con Ciudadanos e impidiendo así un Gobierno progresista me ha dado mucha pena, porque lo considero un suicidio. Es obvio que las deudas que los partidos tienen con la banca y los favores recibidos del IBEX 35 pesan más que las ideologías. Pero pretender unir en el mismo paquete el contrato único de Ciudadanos, que nos deja con los mismos derechos laborales de Etiopia, con la renta básica de Podemos, era del todo imposible”.

Les preguntamos también si hubiera sido posible evitar unas nuevas elecciones. Sergio piensa que “sí, si hubiera habido un sentimiento nacional más unido, por el bien del país”. Paquibel también lo cree: “Hubiese sido posible la no repetición si algunos de quienes se pusieron a pactar hubiesen cedido más… Aunque con tantas fuerzas divergentes es complicado”. Para Carmen, “hubiera sido posible si la intervención del rey como interlocutor hubiera sido realmente eficaz, o si hubiera habido más voluntad por parte de los partidos para dialogar, más flexibles y mayor capacidad para llegar a acuerdos, pero si no se cede en nada o no hay capacidad para hablar de los puntos de desacuerdo, el acercamiento y el acuerdo es imposible”. Félix sostiene que “Deberían haberse unido los dos principales partidos con la colaboración, por lo menos, de Ciudadanos, pero la verdad es que es muy difícil, porque ninguno quiere ceder. Debería ser la fuerza más votada la que tuviera al presidente y más ministros”. Por último, Elena considera que “Un pacto a la valenciana entre las fuerzas progresistas era la solución, si se pretendía parar una política alejada de las necesidades de la población y que solo favorece a las grandes empresas multinacionales”.

Terminamos preguntando si cambiará algo con los nuevos comicios. Sergio opina que “Solo cambiarán las minorías y a los indecisos”. Paquibel cree que “el resultado no cambiará mucho, a no ser que ser que el electorado se conciencie de a quién no debería haber votado. También, por supuesto, depende del enfoque que se dé a la campaña por las distintas fuerzas políticas. Aunque con tan poco tiempo entre ambas convocatorias electorales no sé como interpretarán los ciudadanos el mensaje de los políticos”. Carmen, por su parte, no cree “que los partidos cambien mucho sus propuestas en las nuevas elecciones, así que seguirán atrayendo al mismo número, más o menos, de votantes, y el resultado será bastante similar”. Según Félix, “Es posible que cambie, porque aunque se repitan los mismos resultados los políticos ya saben que no les queda otro remedio que buscar una solución. Esperemos que no se vayan de vacaciones en julio, cuando por fin tengamos Gobierno”. Finalmente, Elena confiesa no saberlo, “teniendo en cuenta que mucha gente se olvida de todo lo sucedido a la hora de votar. Veo con asombro que muchos tienen miedo a lo que pueda suceder, y en cambio no temen lo que está sucediendo desde hace tiempo, que es tremendo”.

 

Para hacer este reportaje hemos contado con la opinión de:

Sergio García, 41 años, profesor; Paquibel Mateos, 54 años, maestra y ama de casa; 
Carmen Arias, 41 años, informática; Félix Ramírez, 56 años, empresario; 
Elena Méndez, 40 años, publicista.

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies