• lunes , 27 enero 2020

Humor

Enero 2020.

Entremés de los dos miembros de la Real Academia 

(El ACADÉMICO 1 y el ACADÉMICO 2 salen a la puerta de la que se llama “la docta corporación” para echarse unos pitos, ya que en el interior está prohibido fumar. Mientras miran con ojos pícaros a las chicas que pasan por su lado, siguen con la conversación en que andaban enzarzados.)

ACADÉMICO 1: ¿Sabes que mi nieta ha dejado la universidad para hacerse esteticién?

ACADÉMICO 2: Hoy las crías son así. Dos de las mías se apuntan a todos los castings que convocan porque quieren salir en la tele, que tiene mucho feeling y bastante más glamour.

ACADÉMICO 1: ¿Y los muchachos, que se ponen sus Levi’s agujereados y desteñidos, no beben más que cosas light y se colocan piercings a barullo?

ACADÉMICO 2: Cierto. Yo quería afeárselo a uno de mis nietos, fui a ver a mi nuera (porque mi hijo, que trabaja en marketing, siempre está missing por culpa del merchandising) y me dejó de una pieza al recibirme en shorts.

ACADÉMICO 1: Peor es lo que le pasó a nuestro secretario. Dice que llegó a casa de su hijo y se encontró a su nuera en top less.

ACADÉMICO 2: Es que las mujeres de hoy se pirran por sorprenderte con su look.

ACADÉMICO 1: Ya. Pero entre lo moderno y lo antiguo, yo, fifty-fifty.

ACADÉMICO 2: Por mi parte no he formado un juicio definitivo. Lo tengo en stand-by.

ACADÉMICO 2: ¿Y tu hijo? ¿Ha superado el mobbing a que le sometía su jefe?

ACADÉMICO 1: ¡Deja que te cuente! Lo sorprendió la otra noche en un club de strip- tease donde ligaba a unas bellezas del fitness con unos bodies preciosos y mareaban con su timing, y para que no se chivara a su mujer, le ofreció el armisticio.

ACADÉMICO 1: ¿Firmaron la paz?

ACADÉMICO 2: Sí. Luego salieron a un burger, uno se tomó un sandwich y el otro un hot dog, los embadurnaron con ketchup y quedaron tan amigos. Cada uno se fue a su loft, y aquí paz y allí gloria.

ACADÉMICO 1: Me alegro. Bueno. Tiremos las colillas a ese container y volvamos al tajo.

ACADÉMICO 2: Vale. Por cierto, que no se te olvide mandar un e-mail al parking para que nos laven el coche, ni otro a los del catering para la boda de tu hija pequeña.

ACADÉMICO 1: Gracias por recordármelo…

(Y los dos colegas vuelven a entrar en el severo edificio, dispuestos a reintegrarse a la sacrosanta tarea de fijar y dar esplendor a nuestro idioma.)

TELÓN

PGARCÍA

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies