• lunes , 17 diciembre 2018

Dr. Antonio de la Fuente, jefe del servicio de Cirugía Plástica del Hospital Nuestra Señora del Rosario

ÁFRICA MARTÍNEZ. Noviembre 2018.

Este mes entrevistamos al Dr. Antonio de la Fuente, jefe del servicio de Cirugía Plástica, Estética y Reparadora del Hospital Nuestra Señora del Rosario.

En sus propias palabras, ¿quién es Antonio de la Fuente?

Un médico que desde Córdoba, su ciudad natal, vino a Madrid a estudiar la carrera de Medicina y completó sus estudios con la especialidad de Cirugía Plástica Estética y Reparadora, a la que ha dedicado toda su vida profesional en Madrid.

¿Cuál ha sido su trayectoria?

Tras finalizar la especialidad en el Centro Nacional de Especialidades Quirúrgicas en Madrid, amplié estudios en Europa, principalmente Suecia y Reino Unido, y en Estados Unidos.

Al regreso, desarrollé mi trayectoria profesional en el Hospital Ramón y Cajal en Madrid como jefe de sección de Cirugía Plástica durante diez años. Posteriormente, tras dejar la sanidad pública, he estado durante 25 años como jefe de la unidad de Cirugía Plástica en el Hospital Ruber Internacional. En la actualidad dirijo el servicio de Cirugía Plástica en el Hospital Nuestra Señora del Rosario de Madrid.

‘Madrid cuenta con una magnífica red sanitaria’

¿Y cuál ha sido su mayor reto?

El ejercicio de la medicina es una carrera de fondo en la que hay que ir alcanzando etapas profesionales en cuanto a formación y actuación profesional en beneficio de los pacientes. En el momento actual estoy centrado en el desarrollo del servicio de modo que sea una referencia a nivel nacional e internacional en la especialidad de cirugía plástica.

¿Qué es lo que más le motiva de su profesión?

Lo más gratificante es la satisfacción personal de conseguir mejorar la calidad de vida de los pacientes, no solo desde el punto de vista físico o funcional, sino también anímico.

¿Cómo ve el presente y el futuro de la salud en Madrid?

Con optimismo. Madrid cuenta con una magnífica red sanitaria en términos de hospitales y centros de salud, tanto públicos como privados, así como de profesionales de primer nivel en todos los ámbitos de la medicina.

Lo más gratificante es conseguir mejorar la calidad de vida de los pacientes

Háblenos un poco de sus proyectos a futuro, u otros retos en los que participa actualmente…

El proyecto fundamental en estos momentos es completar en muy breve tiempo el desarrollo del servicio de Cirugía Plástica en el Hospital Nuestra Señora del Rosario, de modo que cubra todo el ámbito de la especialidad. Para ello contamos con magníficos profesionales de gran experiencia, que realizan las técnicas más avanzadas y pioneras en cirugía plástica, tanto estética como reparadora (cirugía endoscópica facial, microcirugía nerviosa y vascular, “supra microcirugía” para tratamiento del linfedema, cirugía de la parálisis facial, las secuelas tras cirugía oncológica de reconstrucción mamaria, secuelas de quemaduras, lipotransferencias, cirugía regenerativa para corrección de cicatrices, tejidos radiados, cicatrización patológica, fibrosis, etc.), al margen de las intervenciones comúnmente realizadas en el ámbito de la cirugía estética y reparadora. Para ello contamos no solo con el componente humano, sino con la tecnología más avanzada en consonancia con la línea de actuación del Hospital Nuestra Señora del Rosario.

Y para terminar, ¿cómo es su relación con Distrito Salamanca?

Vivo desde hace muchos años en este barrio, en el que me hallo muy contento, y actualmente con la suerte de trabajar en el mismo, muy cerca de casa.

Entradas relacionadas

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies